Dinero:

Camisetas Futbol Mexico 2018

A lo largo de su historia ha destacado como la mejor selección de la zona de CONCACAF en eventos multideportivos, haciéndose acreedor de 6 medallas de oro (1935, 1938, 1959, 1966, 1990 y 2014), 6 medallas de plata (1954, 1962, 1982, 1993, 1998 y 2002) y 1 de bronce (1986) en este ramo dentro de los Juegos Centroamericanos y del Caribe. Mientras que en los Juegos Panamericanos conquistó 4 medallas de oro (1967, 1975, 1999 y 2011), 4 medallas de plata (1955, 1991, 1995 y 2015) y 2 medallas de bronce (2003 y 2007). Con 4 títulos mundiales y 32 torneos continentales, suma un total de 36 títulos oficiales absolutos y juveniles para la FIFA, lo que la convierte en la segunda selección más laureada del mundo detrás de Brasil.

 

Al momento de disputarte los primeros duelos de una selección nacional, es decir hacia finales de 1923, no era habitual el uso de los colores de la bandera para fines de vestimenta. En un principio y en homenaje a la selección española, el representativo mexicano adoptó el tono rojo que luego cambió a guinda (con un bies blanco en la camiseta), los pantaloncillos y las calcetas negros. Para el Torneo olímpico de Ámsterdam 1928 se cambió el pantaloncillo por uno blanco. El único cambio en esta vestimenta para Uruguay 1930 fue el retorno del short negro.

 

Los colores del uniforme actual provienen de la bandera nacional (por lo que al equipo se le conoce como «El Tri», debido a sus tres colores), camiseta verde, shorts blancos y calcetas rojas (en algunos partidos las calcetas han sido blancas e incluso los pantaloncillos han sido verdes). Sin embargo, tan tradicional vestimenta, no comenzó a ser utilizada sino hasta el Campeonato Panamericano 1956, esto como un intento de alentar la identidad nacional a jugadores y afición, ligándolos con el uniforme del equipo mexicano. Por necesidad en competencias internacionales, se tuvo que buscar un segundo uniforme; por ello, se rescató el guinda en la década de los años ochenta y se sustituyó con el blanco. Fue hasta 1984 en que cambió el tono de las calcetas, de verde a rojo, naciendo con ello el equipo «Tricolor», un mote aceptado rápidamente por la afición.

 

Ciertamente, los tonos verdes y los modelos variaron durante 60 años, pero nunca se abandonó el color que identifica a la selección mexicana de fútbol e incluso a todas sus análogas con límite de edad y en la categoría femenil, así como a las delegaciones de otras disciplinas deportivas.El escudo que porta la playera, es el de la Federación Mexicana de Fútbol, que salvo algunos cambios en tonalidades y adaptaciones (como la del balón), siempre ha sido el mismo. Consiste en un águila de perfil que se encuentra parada en una pata sobre la «Piedra del Sol» (conocido como «calendario azteca»), el cual tiene delante de si un balón. Estas tres figuras están rodeadas por un cintillo dorado a manera de semi-círculo, con una inscripción que reproduce la razón social de la Federación. Sin embargo, y al igual que los «colores patrios», dicho escudo no fue parte de la playera en un principio. Su inclusión fue hecha en México 1986, hasta entonces su distintivo era un triángulo con colores verde, blanco y rojo, que en la parte superior tenía un rectángulo negro con la palabra México en letras blancas.

 

n un intento de recordar la original vestimenta, en el año 2001 la marca que vestía a la selección en ese momento, Atletica, decidió crear un tercer uniforme con los mismos colores que el de antaño. Desde 2002 la marca estadounidense Nike vistió al plantel de la selección mexicana hasta 2006, y desde 2007 la marca alemana Adidas se encarga de la vestimenta de la selección mexicana, proponiendo, a partir de 2010 un uniforme alternativo completamente negro.